Inicio CONTACTOLOGÍA Nuevos apuntes sobre la caracterización de la regresión diurna en orto-k

Nuevos apuntes sobre la caracterización de la regresión diurna en orto-k

Joan Pérez. Regresión diurna de la orto-k
Joan Pérez es experto en orto-k.

Cada vez más se ahonda en las investigaciones sobre la orto-k. Joan Pérez ha dado un paso adelante en este tema con la tesis doctoral Caracterización de la regresión diurna en ortoqueratología.

Pérez ha investigado, por un lado, cómo afecta el tratamiento de orto-k, a corto y medio término, en varios parámetros corneales y visuales a lo largo del día, y por otro, si los resultados del tratamiento pueden ser previsibles a partir de parámetros relacionados con la biomecánica corneal.

Así, para realizar la tesis, ha monitorizado a 75 pacientes que fueron adaptados con lentes de ortoqueratología Seefree de Conóptica.

(Joan Pérez: “España es uno de los países europeos donde más se practica la orto-k”)

De hecho, en el trabajo de investigación se ha utilizado lentes personalizadas, diseñadas por los servicios profesionales de Conóptica, a partir de las capturas realizadas con el topógrafo corneal Oculus Easygraph.

En concreto, Pérez evaluó la evolución de la refracción, agudeza visual sin corrección, topografía corneal de cara anterior y cara posterior (con Oculus Pentacam HR), paquimetría, tonometría y biomecánica corneal (con Oculus Corvis ST) tras una noche, una semana y tres meses, por la mañana y por la tarde en cada uno de esos momentos.

Entre las conclusiones principales del estudio, Pérez ha encontrado que la regresión refractiva a lo largo del día, tras tres meses de uso de las lentes de orto-k, fue de tan solo 0,25D de promedio, y la pérdida de agudeza visual de la mañana a la tarde fue de solo una letra, corroborando la buena estabilidad refractiva y visual obtenida con estas lentes.

(La orto-k, de la corrección de la miopía hasta el tratamiento de la presbicia)

El estudio indicaría que la variación temporal de algunos de los parámetros de biomecánica corneal estaría justificada por el cambio del perfil paquimétrico que sufren las córneas inducido por el tratamiento ortoqueratológico para la miopía. A esto se ha unido el hecho de que la presión intraocular biomecánicamente compensada no ha sufrido variaciones a lo largo del tiempo, lo que aporta seguridad a los profesionales en la adaptación de lentes de ortoqueratología.

Por esta tesis, Joan Pérez Corral obtuvo una calificación de Excelente-Cum Laude por parte del Tribunal de la Facultad de Óptica Optometría de Terrasa (FOOT), formado por David Andreu, Laura Batres y Joan Gispets.