Inicio AUDIOLOGÍA El dueño de Bernafon y Oticon ve la luz al final del...

El dueño de Bernafon y Oticon ve la luz al final del túnel y prevé crecer entre un 8% y 13% en el segundo semestre

Bernafon pertenece al grupo Demant.

Demant toma carrerilla tras la crisis provocada por el Covid-19. El grupo, propietario de Bernafon y Oticon, ha mejorado las previsiones para el segundo semestre de su actual ejercicio gracias a la recuperación que su negocio ha tenido en la mayoría de los mercados de salud auditiva.

“Basándonos en el desempeño que hemos tenido hasta ahora, reducimos nuestra guía para el crecimiento de los ingresos en el segundo semestre del 8%-13% (anteriormente, del -5% al 15%) en monedas locales. Esperamos un efecto de tipo de cambio negativo sobre los ingresos de alrededor del 3% en el segundo semestre, incluida la cobertura de tipo de cambio”, ha explicado Demant, en un informe provisional.

El grupo atribuye el repunte de su negocio a la eclosión de una demanda reprimida, a pesar de que algunos mercados y canales importantes solo se han recuperado en un ritmo modesto.

El grupo atribuye el repunte de su negocio a la eclosión de una demanda reprimida

Desde mediados de agosto, los ingresos del negocio mayorista de audífonos de Demant han seguido recuperándose, impulsados ​​principalmente en “la mejora de las ventas en el mercado privado. Los niveles de actividad en los dos canales gubernamentales, VA en los EE. UU., y el NHS en el Reino Unido, y en varios mercados emergentes todavía están considerablemente por debajo de lo normal. Para el segundo semestre, esperamos un crecimiento más o menos plano en monedas locales en nuestro negocio mayorista”.

En lo que respecta al negocio minorista de audífonos, Demant ha continuado su fuerte recuperación en la mayoría de los mercados desde mediados de agosto, y los ingresos actualmente están cerca del nivel normal respaldados por la demanda acumulada. “Para el segundo semestre, esperamos un crecimiento en monedas locales de medio dígito”.

Demant cerró el primer semestre del ejercicio con unas ventas de 6.078 millones de coronas danesas (816 millones de euros), lo que representa una caída del 17% respecto al mismo periodo de 2019. El descenso está relacionado directamente con la crisis sanitaria mundial provocada por el Covid-19.