Inicio CONTEXTO Desde sistemas de purificación del aire hasta pantalla faciales: manual básico para...

Desde sistemas de purificación del aire hasta pantalla faciales: manual básico para reabrir las ópticas en momentos de la crisis sanitaria

La ópticas han comenzado a reabrir sus puertas. La foto corresponde a Oliver Optics, en Barcelona. FOTO: Modaengafas.com

El Colegio Oficial de Ópticos Optometristas de Cataluña (Coooc) ya se mueve en clave de la vuelta al trabajo. El organismo, presidido por Alfons Bielsa, ha editado el Manual básico para comenzar la actividad profesional en momentos de la crisis sanitaria, en el que se aconseja desde la instalación de sistemas de purificación de aire hasta el uso de pantallas faciales parta atender a los pacientes.

“Ya han pasado días y ahora muchos de nosotros nos planteamos abrir nuestros centros, aunque sea inicialmente en horarios restringidos”, ha explicado el Coooc en la introducción del manual. “La decisión no es solo para la desescalada del confinamiento o por un margen de riesgo relativo más pequeño, teniendo en cuenta la ratio de contagios. La razón principal es que ahora sabemos un poco más sobre nuestro enemigo. Y, en consecuencia, ya podemos disponer de estrategias, recursos y protocolos de seguridad universalmente consensuados para que sustituyamos el inmovilismo del miedo por el activismo de la prudencia”.

El manual aborda asuntos relacionados con el ejercicio de la profesión en tiempos de pandemia, empezando por el entorno ambiental que debe imperar en una óptica así como en la zona de gabinete. En este contexto, se aconseja la utilización de aparatos de asepsia y purificación del aire, así como el uso productos de limpieza y la instalación de pantallas de metacrilato (más grandes para la zona de ventas, y de tamaño reducido para aparatos, como el biomicroscopio, el topógrafo. Etc.).

Los ópticos deben utilizar mascarillas tipo fpp2 o fpp3, las cuales se pueden higienizar con aire caliente

Además, tras la reapertura, los ópticos deben utilizar mascarillas tipo fpp2 o fpp3, las cuales se pueden higienizar con aire caliente a 70 °C durante media hora o radiación UV. A pesar de ello, las mascarillas tienen que ser reemplazadas una vez por semana.

“Se recomienda la desinfección diaria del resto de ropa del personal que se utilice en el trabajo, así como la limpieza y asepsia de las gafas de todo el personal. Se evitará el uso de anillos, pulseras o relojes que no se cubrir con la bata y / o los guantes o que puedan deteriorarlos. Sabemos que el virus puede vivir bastantes horas sobre los metales”, dice en el manual.

En este enlace (documento en catalán) podrá leer el manual editado por el Coooc.