National Vision contrae sus ventas. El grupo estadounidense, dueño de enseñas como Vista Optical, Frame Boutique o Vision Center, ha registrado unas ventas de 1.000 millones de dólares en el primer semestre (finalizado el 2 de julio) de su ejercicio 2022, lo que representa una caída del 4,3% frente a idéntico periodo de 2021.

En el periodo en cuestión, la utilidad neta de National Vision disminuyó un 50,8% hasta 39,9 millones de dólares, en comparación con los primeros seis meses del pasado año.

En lo que se refiere al segundo trimestre de 2022, National Vision ha alcanzado una cifra de negocio de 509,6 millones de dólares, un 7,3% menos que en idéntico periodo de 2021.

El beneficio neto de National Vision disminuyó un 50,8% hasta 39,9 millones de dólares

La compañía situó su beneficio neto en 9,7 millones de dólares entre abril y junio, un 74,1% por debajo de la utilidad registrada hace un año atrás,

National Vision abrió 22 ópticas en el segundo trimestre hasta totalizar los 1.314 puntos de venta. De hecho, el número de establecimientos creció un 5,2 % del 3 de julio de 2021 al 2 de julio de 2022.

Reade Fahs, consejero delegado de National Vision, ha explicado que “seguimos esperando que nuestro desempeño a corto plazo se vea afectado por los obstáculos macroeconómicos que enfrentan nuestros consumidores de bajos ingresos…”.

“Hemos logrado un progreso significativo en nuestros esfuerzos de alineación de costes que deberían moderar el impacto en la rentabilidad de los ingresos reducidos en nuestra perspectiva para el año fiscal 2022”.