Inicio SALUD VISUAL El uso de gafas de seguridad previene el 90% de lesiones oculares...

El uso de gafas de seguridad previene el 90% de lesiones oculares en el trabajo y los deportes

El golpe de una pelota en el ojo puede causar un serio daño ocular. FOTO: Hermes Rivera (Unsplash)

El Colegio de Ópticos-Optometristas de Galicia (COOG) pone en marcha una nueva campaña de salud. El El organismo, liderado por Eduardo Eiroa, ha informado de que el uso de gafas de seguridad, de protección o deportivas, así como tomar otras precauciones de sentido común que pueden prevenir o reducir la severidad de más del 90% de las lesiones producidas en los ojos.

El COOG ha divulgado esta información con motivo del Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo que se celebra este 28 de abril.

“Proteger los ojos es fundamental, pero la mayoría de las veces no se hace adecuadamente porque se desconoce que ciertas actividades puedan provocar lesiones en la visión”, ha explicado el COOG, tras enfatizar que cuando alguna persona sufre un accidente en los ojos, sus familiares y amigos rápidamente se dan cuenta de lo importante que es la prevención, pero puede ser ya demasiado tarde.

«Proteger los ojos es fundamental, pero la mayoría de las veces no se hace adecuadamente»

“Se deben utilizar las gafas de protección diseñadas específicamente para proteger nuestros ojos en la actividad que se va a realizar y que deben cumplir con la legislación”, ha remarcado el COOG.

Las causas más comunes de lesiones en los ojos son fundamentalmente en el trabajo, en el hogar y en la práctica de deportes.

En el trabajo, las lesiones en los ojos son causadas por los residuos que saltan por el aire (virutas de metal, vidrio, plástico, madera), las partículas que están en el aire y que entran en los ojos cuando hay mucho viento (polvo, madera, arena); las herramientas (destornilladores, llaves), productos químicos (gasolina, aceite, disolventes, ácidos), radiaciones nocivas (soldadura por arco, UV), etc.

En el hogar, las lesiones oculares pueden ser generadas por los productos de limpieza y productos químicos; rizadores de pestañas; cepillos de rímel y otros aplicadores de cosméticos; uñas (por ejemplo, al poner o quitar las lentes de contacto); partículas que saltan al usar un corta césped u otras herramientas portátiles de jardín; cuerdas elásticas, entre otras.

Por otras parte, el trauma directo hace que existan muchos deportes relacionados con lesiones en los ojos.